Menú

Núria Guinovart

10.03.16 — 05.04.16
Insistència, ciment sobre tela, 110 × 160 cm
Paisatge, óleo sobre tela, 80 × 100 cm
Terra aspre, óleo sobre tela, 20 × 54 cm
Bosc Fosc, óleo sobre tela, 44 × 25 cm

Núria Guinovart

La técnica personal de esta pintora, basada en el uso de materiales como el cemento industrial y la intervención puntual del alquitrán, responde a su voluntad de articular un discurso poético cargado de fuerza y, a la vez, de una sutil y profunda calidez. Con materiales pesados, de escaso carácter estético, Guinovart construye un mundo de elegancia refinada, formado por espacios ligeros e incluso líricos.

Extrayendo materia de la superficie del cemento gris, alisado, encerado y frío, Núria Guinovart marca su incisión, un trazo delicado, resaltado por el alquitrán. Es un momento arriesgado, irreversible, marcado por el tiempo que tarda el cemento en secarse, en que es necesario que se produzca la afirmación personal de la artista, de su sensibilidad y su capacidad de expresarse. Así, con un lenguaje de formas sencillas y abstractas, surgen espacios silenciosos y, a menudo, alusiones a paisajes.

Utiliza tonalidades neutras, distintas gamas de grises y, más recientemente, verdes, azules, amarillos, rosas y morados. Pero siempre tenues y suaves.

El craqueo natural del cemento aporta una sensación de fragilidad, y refuerza así la dosis de ternura que Guinovart transfiere a una materia fría y sin vida. Su pintura está cargada de emociones, de sentimientos… que logran hacer hablar a la materia.

La obra de Núria Guinovart enlaza con la abstracción catalana contemporánea, por lo que evoca el muralismo del arte prehistórico e incluso del románico.

Ha expuesto en galerías muy destacadas de Cataluña, y su pintura, que hoy forma parte de colecciones repartidas en varios países, es recibida con un interés creciente por parte de los profesionales, de la crítica, y de los amantes del arte.

Más info×